Los 9 peores regalos para hacer en Navidad


regalos-navidad-para-creativos

1.- Los regalos «bien intencionados».

Ejemplos de regalos “bien intencionados”, son los libros, discos compactos o videos de autoayuda. A menos que la persona te los haya pedido, no son un obsequio recomendable ya que pone en evidencia las debilidades, en lugar de sus cualidades.

2.- Los regalos «reciclados».

Los regalos “reciclados” son aquellos que no te sirvieron ni te gustaron y decidiste reciclarlos regalándoselos a otros. El problema de esto es que con un regalo la gente quiere sentirse especial, no todo lo contrario.

3.- Los de último momento.

Es 24 de diciembre y de golpe te das cuenta: ¡Te olvidaste de ESA persona! Tu única alternativa es ir al kiosko o la farmacia de la esquina de tu casa y elegir entre un chocolate, una camiseta que dice Santiago de Chile y los adornos que venden en todas esas tiendas. Los regalos de último momento no hacen otra cosa que dejar en evidencia que o te olvidaste o no te tomaste el trabajo de pensar un regalo para la persona en cuestión.

4.- Los indiscretos.

También hay quienes confunden la indiscreción con lo gracioso u ocurrente. Salvo que sea alguien de mucha confianza o estés en una despedida de soltero, nadie quiere recibir para Navidad ropa interior o juguetes sexuales. Mucho menos si la apertura de regalos es delante de toda la familia, en la casa de tus suegros.

5.- El regalo individual-colectivo.

El regalo individual con fines colectivos es la peor pesadilla de una madre, aunque puede tocarle a cualquiera. Un regalo navideño pierde todo su encanto si beneficia a toda la familia (como un televisor para el living o un juego de cubiertos), si además supone que sea para realizar tareas de la casa (como una lavadora), ya es prácticamente una declaración de guerra.

6.- Los juguetes bélicos para los niños.

A pesar de que a los niños les gusta jugar a ser poderosos, las pistolas, ametralladoras y demás armas son juguetes polémicos. Nunca des este tipo de regalos sin el permiso de los padres del destinatario o podrás comprarte un problema.

7.- Los «pasivo-agresivos».

El “regalo pasivo-agresivo”, es aquél que trae incluído una crítica o señalamiento hacia la persona que recibe el regalo. Nadie quiere recibir para Navidad una balanza, una faja reductora, crema anticelulitis, ropa una o dos talles más chica («para cuando adelgaces») talco para pies o un desodorante.

8.- Las mascotas no planeadas.

En octavo lugar de la lista están las “mascotas no planeadas”. En el inicio los niños los aman, y te aman por haberles regalado su perrito bebé, pero hacerse cargo de un animal es una responsabilidad que no debe tomarse a la ligera e incluye a toda la familia.

9.-El regalo «pirata» o «trucho».

Si la plata no alcanza para comprar la versión original de algo, tal vez lo mejor sea buscar otra opción más económica. Si de todos modos se elige regalar algo «pirata», jamás intentemos hacerle creer al destinatario lo que terminará descubriendo.

 

 

Vía El País